Rocky

Aunque Sylvester Stallone era, aparentemente, un pésimo boxeador, tuvo que seguir un programa muy intenso para ponerse en las mejores condiciones para su papel estrella en "Rocky". Interpretar al boxeador más conocido del cine no ha sido fácil para el actor. Entrenó con el Mr Olympia, Franco Columbus, 6 días a la semana, ¡2 veces al día! El programa constaba de 20 asaltos de sparring en un ring, 2 horas de levantamiento de peso, 3 kilómetros de carrera y muchos saltos a la comba. ¡Todo el mismo día! Además, tenía que seguir un régimen estricto. En ayunas tomaba un vaso de proteínas en polvo; para desayunar, 3 claras de huevo, harina de avena irlandesa, pan tostado, papaya e higos. Para comer, calabaza asada, pollo asado sin piel, ensalada e higos o bayas. Finalmente, para cenar comía ensalada, pescado asado, pan tostado y, ocasionalmente, ternera. ¡Un entrenamiento de lo más real para Rocky Balboa!

Publicado por , el